domingo, 27 de junio de 2010

Escultura al natural

Ayer, sábado 26 de Junio de 2010, tuvo lugar en Puebla de la Sierra la inauguración de la III Bienal Internacional de Escultura "Valle de los Sueños". Y allí estábamos nosotros, no por casualidad sino porque uno de los autores seleccionados y cuya obra permanecerá en el parque escultórico durante los próximos dos años es Ilkhi Carranza.

Ya os hablé de este lugar cuando fuimos a llevar la obra, Uhaitza, una escultura relativamente pequeña en la Ilkhi ha dejado su huella tanto como lo ha hecho la propia piedra en él. El artista se funde con su obra, porque forma parte de él, es quizá un nuevo miembro, un nuevo órgano que ahora respira y late de manera independiente pero cuyo cordón umbilical nunca podrá romperse definitivamente. Por eso Puebla de la Sierra forma ya parte de nuestras vidas.


Ilkhi Carranza y Uhaitza.

La jornada estuvo llena de descubrimientos, las nuevas obras del parque, sus autores, una luz distinta, todo inmerso en la paz que se respira en este pequeño pueblo de la Comunidad de Madrid en que da la sensación de estar mucho más lejos no sólo en el espacio sino también en el tiempo.

A partir de las 12 de la mañana, después de que Aurelio, el alcalde y la concejala de cultura, Teresa, nos recibieran oficialmente, iniciamos todos el recorrido por el parque escultórico que partiendo del propio pueblo lo rodea y abraza. Tuvimos ocasión por fin de conocer en persona a Federico Eguía, ideólogo y entusiasta artífice principal de esta aventura en que el arte se funde con la naturaleza hasta integrarse de nuevo en ella, los materiales manipulados la mano del artista vuelven en cierto modo a su origen, a la tierra, al aire, al sol, al agua.

Durante el recorrido tuvimos la suerte de contar con la guía de Silvia Nogal y las explicaciones de los autores presentes sobre su propia obra, pudimos preguntarles, comentarles, en fin, hacer una pequeña tertulia peripatética. Y tocar las obras, disfrutar el arte con casi todos los sentidos. Realmente, un lujo.

Al terminar, el reparto de premios, con la medalla de oro para Ricardo Martín Miguel por "Hipercubo" y la de plata para Gonzalo Martín Munuera, por "Águila". Y después, una agradable y abundante comida en que tuvimos ocasión de conversar y compartir.

De izquiera a derecha: Gonzalo Martín Munuera, Ricardo Martín Miguel, (de este no me acuerdo del nombre), Ilkhi Carranza, P. Antonio S. Morillo, Ángel Flórez-Estrada, Federico Eguía, Jose Ignacio López Díaz y Miguel Ángel Rodríguez.

A continuación, algunas imágenes de las nuevas esculturas del parque. No están todas y me da rabia porque las que me faltan son dos de las que más me gustan, "Tritón", de P. Antonio S. Morillo y "Nacionalismos", de Miguel Ángel Rodríguez. Esta última la considero casi un poema en tres dimensiones. Si consigo una imagen, la publicaré para que entendáis a que me refiero.


"Otoño", de Jose Ignacio López Díaz. Detalle.


"Hipercubo", de Ricardo Martín Miguel. Medalla de oro.


"Floreciendo", de Ángel Flórez-Estrada.


"Cristo", de Gonzalo Martín Munuera. Fuera de concurso. A la derecha, la mano del autor.


"Águila", de Gonzalo Martín Munuera. Medalla de plata.

"Viento de la sierra", de Xavier Raventós.


"Solo el silencio", de Joaquín Manzano.

3 comentarios:

  1. enhorabuena ilkhi,,,,,,,,,,,,,,,,,

    ResponderEliminar
  2. Un comentario muy hermoso y un ambiente envidiable: naturaleza, arte, creación, amistad. INMEJORABLE.

    Ahhh!! y bellas obras.

    ResponderEliminar
  3. Pues nada chicos, ya sabéis, excursioncita (para alguno más larga que para otros), que merece la pena.

    Besos Voltios, besos Victor.

    ResponderEliminar