martes, 12 de octubre de 2010

Poema

© Mayte Sánchez Sempere - 2006


"Arriba los pobres del mundo,
en pie los esclavos sin pan"

espera, aún no te levantes
antes
acércate a la cocina
abre la nevera...

si hay algo dentro,
si hay nevera,
si hay cocina
entonces
no te levantes, no va por ti.

aún no lo celebres
antes
acércate al dormitorio
abre el armario...

si hay algo dentro,
si hay armario,
si hay dormitorio
entonces
no lo celebres, no va por ti.

No
no va por ti,
ni por mi,
pero es tan estimulante soñarse desposeído...

5 comentarios:

  1. No sé si me estimula, sé que no va por mí.
    Yo sueño más bien en que todos posean. Poquito, pero algo.
    Me gustó, Mayte.

    ResponderEliminar
  2. Creo que nunca te había comentado pero es que hoy me has llegado especialmente, por ir por otros que me duelen, no por mi claro


    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Ser desposeido, estar entre los parias no es nada estimulante ni siquiera al grito de "Arriba los pobres del mundo"
    Lo estimulante sería "justicia ya" y que ese mandamiento inmediatamente fuera acatado por el mundo entero.
    Yo no podría levantarme y me alegro de poder quedarme sentada.

    ResponderEliminar
  4. Si que estimula soñarse desposeído, al menos de obligación alguna en esta suerte de enfermedad que damos en llamar sociedad. Con las desposeídas, llevo conviviendo cinco años y a lo único que me estimula, es a seguir cumpliendo con los mínimos para no verme fuera, en situaciones a las que probablemente no lograría sobrevivir, además de seguir luchando en el día a día a su lado.
    Gran poema.

    ResponderEliminar
  5. Muy lindo Mayte...
    Y también los comentarios que te han dejado.

    Éste circo de la vida
    te genera necesidades
    que te hacen comprar,
    que te hacen vender,
    que te hacen negociar,
    que te hacen alejar de la esencia.

    Y poco a poco,
    dejamos de ser hombres
    para ser máscaras,
    /rostros fríos
    que duermen la esencia
    que habita dentro nuestro/

    Olvidamos compartir,
    renunciamos a la ayuda,
    se pierde la vida en hermandad.

    Cada cual barre su camino.

    Algunos llegan al mundo
    y les toca un paraíso(ficticio)
    a otros "buscar un lugar donde comer"...

    Cuanto hace
    que dejamos de preguntarnos
    quienes somos?
    que hacemos?
    para que estamos?

    Abrazo grande para vos,
    y nuevamente gracias por compartir.

    ResponderEliminar