miércoles, 30 de junio de 2010

Poema

Te llamé amor
durante tanto tiempo
que olvidé
todos tus otros nombres,
los del reflejo que ves en los cristales,
la mueca egoísta,
el miedo a seguir vivo.

Te llamé amor
por hábito y costumbre,
nombrándome a mi misma
amante,
paciente,
virtuosa
y al nombrarte creé mi propia sombra,
el vestido de gala
con que quise adornarme.

Te llamé amor
como hubiera podido
llamarte árbol o piedra o naufragio
y te amé
con tus ramas partidas,
tu dureza y todas tus tempestades.

Te llamé amor
hasta que la garganta
se negó a pronunciar palabras con espina
y fui nombrando
uno a uno tus nombres
hasta que amor quedó
pequeño,
desnudo
y sin caretas.

10 comentarios:

  1. me encanta... especialmente el final

    ResponderEliminar
  2. A veces hay que desandar los recuerdos, qué bello y qué triste.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. De los que me gustan...

    qué ciegos somos a veces...y qué bien lo escribes Mayte..


    un beso

    ResponderEliminar
  4. Debería siempre nuestra garganta negarse a pronunciar palabras con espina. Qué lindeza de poema, y qué delicada fortaleza.

    ResponderEliminar
  5. Qué buena la última estrofa!
    Brava Mayte!

    ResponderEliminar
  6. sin caretas, así debe ser el amor may, aunque nos duela, sin tapujos y sin recovecos, me gustó.

    ResponderEliminar
  7. El amor es siempre complejo y aunque no debería doler suele hacerlo.

    El amor mal entendido es el que lleva muchas veces a soportar malos tratos, ahí es a donde quiero llegar con estos poemas, a destapar ese engaño en que muchas veces nos sumimos por creer que el amor es lo que no es, por querer ser heroes, por confundir las cosas y permitir que nos hieran en nombre de un amor que sólo siente una de las dos partes.

    Gracias a todos por andar por aquí dejando huellas.

    ResponderEliminar
  8. Qué bueno, extraer belleza del desamor, decir de manera tan lúcida los autoengaños en los que nos sumergimos. Me gustó mucho.

    Me gustaron tus poemas, te enlazo si no te importa para poder leerte.

    saludos

    eloy

    ResponderEliminar
  9. Nos vestimos de ilusión, una y otra vez. Deseando esperanzados de ser la última vez, y desgraciadamente suele ser así.

    Bello en su tristeza. Agur un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Gracias, Eloy, por tu comentario. Espero que te sientas a gusto aquí.

    Un abrazo.

    ------------------------------

    Si Montxu, muchas veces, en el amor, es más lo que ponemos de nosotros mismos que las virtudes del otro. Pero como bien se dice, el amor es ciego.

    Agur, un abrazo.

    ResponderEliminar